Hace falta una Derecha social y plural (de derechas cuando truena)

Por Pascual Tamburri, 8 de agosto de 2013.

La sumisión a la izquierda y el incumplimiento con sus votantes de derecha lleva naturalmente a la derrota al centroderecha. Para hacer cosas de izquierdas, votan a la izquierda.

Nos solemos acordar de Santa Bárbara cuando, como la pasada primavera, truena. Y nos solemos olvidar cuando por alguna razón preferimos que no se nos relacione con la santa artillera. Esto es especialmente válido cuando se trata de apuntarse el mérito de las victorias y de los éxitos y cuando en cambio se trata de no compartir las culpas de las derrotas. En España y en política, más que en ninguna parte. Bien lo ha visto Mariano Rajoy, que la semana pasada tuvo que salir, solo y sin coraza, a dar la cara. Mientras algunos “fidelísimos” llevan meses distanciándose…

Así son las lealtades y la memoria, aquí. Ahora resulta que en España nadie, pero es que nadie, ha apoyado nunca, pero es que nunca, a Gianni Alemanno como candidato a un segundo mandato en la alcaldía de Roma. ¡Un alcalde de derechas, qué terrible error! De hecho, nadie fue desde aquí a explicarle las bondades del centrismo mientras fue alcalde, pero la victoria del excomunista Marino el 10 y 11 de junio con el apoyo de los democristianos y un mísero 48% de participación es despachada aquí como el fin de la Derecha en Roma. Quizá algo precipitado, para cualquiera que conozca las honduras de la capital italiana.

La verdadera derrota de la derecha ha sido otra. Alemanno triunfó hace cuatro años siendo un candidato indómito de derechas, sin pudor y sin disimulo, con un currículo en el que la moderación no abundaba. La gente de la calle votó en él la claridad, la sinceridad, la contundencia, las propuestas de derechas, el rechazo neto a la corrupción burocrática, clerical, progre o comunista, un candidato provida, tradicional, católico y a la vez antiamericano y yerno de Pino Rauti. Y en la medida en que sus políticas no han sido de derechas, y ha habido concesiones a la corrección política, el Alemanno derrotado ha sido el berlusconiano, el conciliador, el centrista, el timorato.

¿De dónde repartirá la derecha romana e italiana? Con el nombre que sea, de ser ella misma, puesto que el votante de Derecha no se conforma (al menos allí) con propuestas o realidades de centro que la izquierda puede darle igual. Quizá la derecha española pueda decir lo mismo cuando truene. Por de pronto la pregunta de Emilio Campmany “¿Votará la derecha al PP?” aquí se responde casi sola por falta de alternativas viables que no sean la abstención. Mientras ésta no parezca incluso mejor, claro.

Pascual Tamburri Bariain
El Semanal Digital, 8 de agosto de 2013, sección “Ruta Norte”.
http://www.elsemanaldigital.com/blog/hace-falta-derecha-social-plural-derechas-cuando-truena-130493.html